Estudiar en el extranjero: claves para triunfar

Tener objetivos marcados, pensar en positivo y mantener la mente abierta siguiendo estos consejos permitirá que estudiar en el extranjero sea una experiencia gratificante y provechosa, así como en un punto de partida para un futuro profesional lleno de oportunidades.

Retos de estudiar en el extranjero

Estudiar un año en el extranjero aporta muchos beneficios a nivel profesional y personal. Sin embargo, en la gran mayoría de los casos, también supone para los alumnos una importante inversión económica y un considerable esfuerzo personal.

Algunos de los problemas comunes a los que se enfrentan los alumnos que deciden estudiar en el extranjero son:

  • Preparar la marcha. Esto implica realizar una serie de trámites que incluyen la solicitud y tramitación de expedientes y, en su caso, visados de estudiantes, la obtención de una plaza en el país extranjero, la gestión del viaje, encontrar un lugar para vivir, etc.
  • Fase de adaptación. Los alumnos deben adaptarse a un nuevo lugar, nuevas costumbres y nueva gente.
  • Estancamiento en el idioma. El aprendizaje del idioma no es lineal y a los primeros grandes avances se unirá perfeccionar la gramática, posiblemente lo más difícil.
  • Entender un nuevo sistema educativo. El sistema de evaluación y organización de trabajos varía mucho de un país a otro. En este sentido debes adoptar tu actitud más positiva: abandonar tu zona de confort en el ámbito académico te permitirá adquirir nuevas habilidades y competencias.
  • Encontrar el equilibrio entre productividad y diversión. Clases, actividades variadas y una oferta social amplia hacen que compaginar diversión y cumplimiento de obligaciones no siempre resulte fácil, llegando a convertirse en un problema para algunos alumnos.
  • Y después, ¿qué? La convalidación de títulos o la vuelta al país de origen también pueden crear cierta incertidumbre a los alumnos que deciden estudiar en el extranjero.

 

Completa tu formación académica
 

8 consejos para estudiar en el extranjero

  1. Estudiar en el extranjero debe ser siempre una decisión meditada. Da igual si vas a hacer un curso especial o si vas a estudiar un máster en el extranjero. Siempre tiene que ser una decisión reflexionada ya que el interés y la ambición pueden ayudar a adaptarte mejor a tu nuevo destino.
  2. Elige una universidad acorde a tus expectativas. Una de las claves del éxito para estudiar en el extranjero es la motivación. Por eso es importante elegir el país y la universidad adecuados para tus intereses formativos, profesionales y personales. Piensa que no todas las universidades tienen los mismos programas de formación, ni las mismas actividades extracurriculares. Piensa también en aquellos lugares que pueden ofrecerte más oportunidades de trabajo, más reconocimiento académico y más ventajas de convalidación.
  3. Prepárate. Mantener una buena media académica facilitará la admisión en una universidad de otro país y supondrá una ventaja a la hora de optar a una beca. Tener algo de dinero ahorrado también es importante para que tu viaje académico no suponga una carga financiera importante.
  4. Recurre a programas de becas. Las becas públicas y privadas son un aspecto fundamental a la hora de estudiar en el extranjero. Infórmate con antelación sobre ellas y busca las diferentes ayudas a las que puedes optar para estudiar en el exterior.
  5. Infórmate sobre trámites administrativos antes, durante y con posterioridad a tu viaje. En las primeras semanas en tu nuevo destino deberás hacer muchos trámites relacionados con la activación de seguros médicos, visados o permisos de residencia, y éstos variarán en función del destino o la modalidad de estudios que vayan a cursarse.
    1. Tener claro lo que debes hacer te ayudará a solucionarlos rápidamente. Para solicitar información sobre qué pasos debes seguir acude a centros oficiales como universidades y embajadas del país de destino. También es útil que consultes con alumnos de tu centro que hayan realizado esos mismos estudios para que te hablen de su experiencia y te aconsejen.
  6. Rodéate de personas nativas. Te ayudará a establecer mayores vínculos culturales con tu país de destino, entender mejor su realidad social, educativa y laboral y, en la mayoría de los casos, perfeccionar el idioma.
  7. Organiza tu tiempo y tus recursos. La organización es una de las claves para estudiar en el extranjero. En muchos casos, estudiar y trabajar en el extranjero puede ayudarte a conocer gente, familiarizarte con el entorno y adquirir algunos ingresos extra. A nivel académico, si tienes problemas, busca ayuda en compañeros de clase, en grupos de apoyo específicos para estudiantes extranjeros y, sobre todo, sigue el plan de estudios marcado por tu universidad.
  8. Mantén la ilusión y date un merecido respiro. La actitud siempre marca la diferencia y, si ésta es positiva, encararás este nuevo reto con mayores probabilidades de éxito. No seas demasiado exigente contigo mismo y centra parte de tus esfuerzos y energías en tu desarrollo personal haciendo amigos, conociendo nuevos sitios, viajando, haciendo deporte y disfrutando de la oferta de ocio y cultural.

Estudiar en el extranjero es una experiencia única y debes disfrutar de todo lo que ofrece. Por eso, una vez estés preparado, nos encantará recibirte en una de nuestras semanas internacionales.

Artículos relevantes

COMENTARIOS

Pulse Intro para buscar

Ingresa a Sergio
Virtual

Haz click en tu perfil para acceder

Alumno Profesor / PAS